Desde el municipio de Monguí, se lanzó un SOS al Gobierno Nacional debido a la grave crisis que se registra en el sector productor de balones reconocido a nivel nacional e internacional. Tras el cese de actividades, Oswaldo Pérez alcalde del municipio indicó que las pérdidas ascienden a los 15 mil millones de pesos, teniendo en cuenta la cancelación de contratos con empresas privadas y la realización de la Copa América con la que se esperaba la producción más de 10 mil recordatorios del balón insignia del torneo.